Queen of May

Ya terminó mayo y la reina se sigue ocultando. Estamos ahora en medio del otoño.

La vez pasada subo a un micro y rezo porque dure un par de horas, pero no, estoy a cuarenta minutos de mi destino. ¿Por qué no puede demorarse un poquito más y que al mismo tiempo no llegue tarde?

Subió luego un vendedor de caramelos. Pero este era conocido, ya lo había visto antes, cuando era estudiante universitario. Me parecía tan viejo o tan joven como aquella vez, pero yo en estos años he engordado, tengo canas. ¿Acaso los vendedores de caramelos no envejecen?