El caso de Claudio Pizarro


Fuente: Peruanos en USA

Es el tema del mes, que cubre más portadas aún que el debate sobre el museo de la memoria. Tema que ahora se cubre de espanto antipatriota, con las últimas afirmaciones de Pizarro que dice, muy desde la herida, que:

“Perú es un súper país, pero allá muchas personas son una mierda. Ellos me tienen envidia, no les gusta el éxito que tengo” (El Comercio, Perú. La frase original, en alemán es “Peru ist ein Super-Land. Aber viele Menschen dort sind scheiße. Sie sind neidisch, gönnen mir den Erfolg nicht”, vía Bild.de. En El Comercio ponen, en entrecomillado, en el titular,”Pizarro afirma en Alemania que ‘en el Perú muchas personas son una mierda'”. Esas licencias literarias de los periodistas).

Llama entonces la atención que se hable cada cosa, como que por culpa de Image (la empresa del representante FIFA Carlos Delgado, donde Pizarro es accionista) el fútbol peruano anda como anda (hipótesis más o menos sostenida por, entre otros, Efraín Trelles y citada por César Hildebrandt hoy), que por qué tanto poder, etc. Encima un congresista recoge la desazón popular (que busca explicaciones por todos lados, menos la obvia).

Metamos un poco de contra en todo esto:

  1. El fútbol peruano es privado. Suena obvio, pero vale la pena repetirlo. La Federación Peruana de Fútbol es un organismo de régimen privado, que tiene su propio presupuesto, su propio reglamento y bases, y forma parte de un sistema internacional privado llamado FIFA. ¿Qué hace Renzo Reggiardo perdiendo su tiempo en esto? No lo entiendo.
  2. En este juego de empresas y asociaciones deportivas hay mucho compadrazgo y clientelaje. Obvio, pero igual que lo anterior. A tal punto llega todo, que Pizarro metió plata de su bolsillo para financiar parte de las actividades de la Federación (porque, en un acto totalmente arbitrario, el estado peruano intervino a la FPF, negándole la posibilidad de ejercer como empresa privada).
  3. ¿Es un escándalo que estas cosas ocurran en empresas privadas? No. Es problema de ellos. Claro, todo se mezcla porque el hincha (me incluyo) siente que los clubes, los jugadores, los dirigentes, algo nos deben. Si han ocurrido arreglos bajo la mesa, es de esperar que se resuelva en las instancias que corresponden, esto es, la FIFA. Lo demás, que si Reggiardo mete sus narices en el tema, es puro populismo. O una magnífica cortina de humo. (Sí, el fútbol, la pasión de multitudes, es también un magnífico opio).
  4. Lo grave sí es la evasión de impuestos, pero creo que la fiscalía está para eso, ¿no? ¿No hay casos más graves que atender?
  5. Quienes pasan piola en todo esto son los dirigentes, que han permitido que esto ocurra, que aplaudieron a Image, que se sirvieron de dicha empresa. Pero, bueno, seguimos en el campo privado. Es el problema de ellos, no del país.
  6. Si alguien se preocupa realmente por el fútbol, o por el deporte en general, exijamos más recursos, más presupuesto. Que no ocurra, de nuevo, que una deportista como Kina Malpartida tenga que hacerla en Australia porque aquí no hay política deportiva (y que encima, luego, la maltraten).

La pelota no se mancha.

Perútags:

Perútags:

11 thoughts on “El caso de Claudio Pizarro

  1. Todo bien, pero hay algo que al hincha no le cuadra y es el asunto del patriotismo. Sí, la FIFA es privada, pero parte de lo que vende, parte de la estrategia exitosa de su negocio es exaltar las nacionalidades. Aquello es algo que no está escrito en el “contrato social” que tenemos con las instituciones que rigen el fútbol. Y es por esa razón que los que comentan ven en este caso un tema legal y un tema ético. Eso desde el punto de vista del hincha.

    Pero, por supuesto, yo me puedo zurrar por completo en el fútbol, en Pizarro, en la selección, en la FIFA y en Burga. Que ellos vean como manejan su negocio. Pero si yo me zurro en la “rojiblanca” aquí, me la debo zurrar también en todo aquel deporte patriotero que me saca el cajón y la guitarra con cada triunfo. Es que hay que ser consecuentes. Ambas posturas me parecen excluyentes.

    Lo que no entiendo son a esos superados que juran que el fútbol es una idiotez, pero que claman por laureles deportivos en todas las otras disciplinas. La confusión no se da por los “envidiosos” sempiternos, sino por los que cantan “Así es mi Perú” en cada titular celebratorio.

    saludos

  2. Bueno, dejo el comentario, aunque sí me gustaría algo más de evidencia. Si alguien quiere seguirle la pista a este caso/tema, bienvenido.

  3. No es cierto eso de que se trata de asuntos privados, solamente. La seleccion nacional representa al Perú, es reconocida para eso por el Estado y por el IPD. Por otra parte, la evasion de impuestos por parte de una empresa, por más privada que sea, también es algo que nos atñe a todos, sobre todos a los que sí pagamos nuestros impuestos.

  4. Lamentablemente la cuestión legalista siempre está por encima de lo que el público -o hasta el propio Estado- pueda reconocerle de representativo a una selección nacional. La Federación es una asociación civil. Recordemos el caso Autuori, que renunció justamente porque el Congreso se metía en asuntos privados (chequear esta columna de Puigross de hace unos años http://www.peru.com/futbol/columnistas/puiggros/idocs/2005/4/26/DetalleDocumento_208574.asp

    y aquí las razones de Autuori http://www.conmebol.com/articulos_ver_federacion.jsp?id=57755&jobid=71193&slangab=S)

    Pero claro, tampoco la cosa es tan fácil. El problema de la posible evasión de impuestos creo que no admite discusión: debe investigarse. Pero, ¿qué hacer con la selección? Hay una zona brumosa donde el hincha -y hasta el Estado- siente que tiene voz y voto en ella. ¿Es así? ¿Cuál es la responsabilidad de una comisión o de un seleccionado con la representación nacional que carga encima en un campeonato privado que es, esencialmente, un espectáculo? La verdad, yo no tengo la más remota idea. ¿Sandra Muente representaba al Peru en Latin American Idol? ¿Lo hace una Miss Peru que va a Miss Mundo? ¿Lo hizo la Maju Mantilla?

    Personalmente a mí estos certamenes internacionales cada vez me atrae e importan menos, justamente porque compiten nacionalidades. Jamás se hincha por el mejor, sino por una emoción completamente irracional, o sea, la patria. Por eso es que ya no suelo ponerme feliz ni saltar en una pata por lo que hace o deja de hacer un compatriota. Lo que no quiere decir que no comprenda al aficionado, al hincha, y su evidente malestar con todo este caso, que sin duda es interesante.

    saludos

    pd. morsa, borra los off-topics, son realmente molestos y poco considerados. O arma un foro para off-topics.

  5. no existe el off-topic. pero bueno, también es cierto que la idea es no molestar al resto. off-topic borrado.

    sigan con el debate, que está interesante.

  6. totalmente de acuerdo, alguien menciona algo sobre los petroaudios que tiene la subordinada de vega el jusz de la superior que por casualidad es amigo y fue socio de alan, nada si hay evasion que lo vca la sunat y otros delitos la justicia pero dejemonos de ser cajas de resonancias de cojudeces

  7. excelente post ; claro y sencillo.
    Pero lamentablemente hay algo intangible en todo ese asunto que es la pasión por el fútbol.
    Y como dijo Cenaida Uribe lo de Reggiardo es pura peliculina

  8. Es obvio que sandra Muente no representa oficialmente al Perú. La selección de fútbol, sí. Si quieren hacer un campeonato privado, como dicen, que vaya el equipo verde contra el equipo amarillo, o los osos contra los tigres. Pero esta es la selección del Perú, no hay modo de ignorar eso. Algo habría que hacer, aunque es cierto que es difícil. Más fácil es decir qué no debe hacerse: el Congreso no debería meterse, porque no va llegar a nada, como siempre, y hará circo y pérdida de tiempo. El IPD tampoco puede intervenir, porque nos desafilian. La reforma de la ley de la Federación, promovida por el candoroso songresista Reggiardo, resultó peor que la enfermedad: le dio más votos a Burga.
    Sin embargo, un Estado puede ponerse fuerte ante la Fifa y explicarle que su federación local está tomada por una mafia y que por eso se necesita sanearla; para eso habría que cambiar el régimen de los clubes, que están copados (no todos, pero varios de los más grandes) por verdaderas mafias.
    Hay, por último, otro punto, que atañe a la FIFA, pero que no por eso deja de ser de interés público y sobre todo de interés del aficionado: no se puede ser, a la vez, jugador y empresario de jugadores. Pizarro está en falta en este otro punto.

  9. ¡No por favor peruanos dejen de hablar mal de los peruanos!Para los que estamos fuera no solo es una tristeza sino una mala imagen que repercute y vemos como les beneficia a los interesados que esto sea asi.
    Aqui en Espana ahora nos han soltado dos peliculas , muy buenas pero ¡nada pensadas para dejarnos bien.
    ¡no puede ser!
    Uds que opinan de la “Teta asustada”, es verdad lo que dice esa pelicula?
    Opinen diganme algo bueno de los peruanos , que gente mala si que he conocido por estos lares.
    La teta asustada ¡que verguenza y Madeinusa tambien.
    Mi blog para sus opiniones peruanos , no se porque Pizarro tambien dice lo mismo?
    http://sandra-ayar.blogspot.com/

  10. Las estadísticas son categóricas: no. Los dos primero sumaron juntos siete goles en tres eliminatorias mundialistas. Conozca otras razones.

    Pedro Canelo

    La última vez que Jefferson Farfán, Claudio Pizarro, Andrés Mendoza y Santiago Acasiete defendieron a la selección peruana fue el 21 de noviembre del 2007, en Quito, cuando Ecuador goleó a la blanquirroja por 5-1. Desde aquella jornada, estos cuatro jugadores fueron excluidos debido al escándalo del hotel Golf Los Incas. Ninguno volvió a pesar de que sus sanciones fueron reducidas. Chemo del Solar los condenó, al parecer, para siempre.

    ¿Cuánto habría cambiado la historia de la selección si estos jugadores hubiesen seguido vistiendo la camiseta nacional? ¿Seríamos los últimos con una distancia de cinco puntos con el penúltimo? En tiempos que muchos piden el regreso de estos jugadores, sería interesante hacer una revisión estadística sobre aquellos futbolistas que fueron castigados por indisciplina y que, hoy, siguen sus carreras en clubes de Europa y México.

    CLAUDIO PIZARRO
    El caso del delantero del Werder Bremen es el más complejo. Nunca hubo una explicación directa ni explícita sobre su participación en aquellos actos de indisciplina en el Golf Los Incas. Su responsabilidad habría sido su rol de capitán en esa noche del desborde. Nunca le dijo nada a Chemo y eso lo condenó. Lo que algunos no saben es que Pizarro tiene uno de los peores promedios entre los delanteros en Eliminatorias.

    El “Bombardero de los Andes” ha anotado 161 goles en Europa. Una cifra que huele a récord. Pero con el equipo de todos, Pizarro solo hizo 3 goles en tres procesos eliminatorios (Claudio debutó en la Eliminatoria Corea-Japón 2002). Tres goles en 29 partidos. Así de duro y escaso.

    ANDRÉS MENDOZA
    El “Cóndor” casi repite la estadística de Pizarro. Tiene cuatro goles también en 3 eliminatorias. Su último tanto fue aquel del 5-1 ante Ecuador, el día que Mendoza se despidió de la selección (después vino la sanción). Y él fue el jugador que falló ese gol ante Ecuador , en la puerta del arco y sin portero, en las Eliminatorias para el Mundial 2006. El delantero del Morelia podría jugar ante Ecuador en junio (su castigo vence en mayo). Mendoza acumuló 4 goles en 21 encuentros eliminatorios. Muy pobre.

    JEFFERSON FARFÁN
    Desde su debut en las Eliminatorias para Alemania 2006, el 6 de setiembre del 2003 ante Paraguay, Farfán supo lo que es anotar en estas competiciones. Le hizo uno a los guaraníes y luego anotó seis más durante el proceso. Con 7 goles, el delantero del Schalke solo fue superado por Ronaldo (10 goles) en la tabla de goleadores. Farfán cosechó 7 tantos en 21 presentaciones en eliminatorias.

    SANTIAGO ACASIETE
    Con este defensa no hay estadística de goles, pero sí la imagen de constante error en ese 5-1 ante Ecuador. “Santi” fue responsable de dos de los cinco tantos ecuatorianos. Después de eso comenzó la caída libre. Hoy muchos piden su regreso. “Que no los castiguen, que los multen”, argumentan. Quizá una calculadora podría dejarlos en silencio.

  11. Por favor, se los suplico, se los ruego y se los imploro: Díganle a Claudio Pizarro que nos ayude a hacer la revolución nacional y mundial del fútbol con el Proyecto SSS…….

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *