Se viene el TPPA

En mis tiempos, que no ha sido hace mucho, la gente de mi generación se movilizó harto y mucho cada vez que avanzaba un poquito la negociación del Tratado de Libre Comercio. Entre los argumentos que se esgrimieron estaba el que el Perú no estaba preparado para competir con Estados Unidos, que además Estados Unidos subvencionaba a sus agricultores, todo.

El presidente electo Ollanta Humala y Barack Obama se reunieron
Foto por Periodismope. Todos los derechos reservados.

Bueno, ahora con el gobierno de Ollanta Humala se viene un nuevo tratado, el Trans Pacific Partnership Agreement (TPPA). Y se viene ahora, a la vuelta de la esquina. La última reunión preparatoria es en Lima, a finales de octubre. La idea, según lo esperado, es que en esta reunión concluyan las negociaciones y que luego se presente el documento final en la reunión de líderes de la APEC en Honolulú.

Para efectos de los internautas, se ha filtrado parte de la posición norteamericana, la sección que compete temas de propiedad intelectual. Los temas que Estados Unidos pone en la mesa son (vía Alt1040):

  • 70 años de copyright después de la muerte del autor
  • Medidas de protección para el entorno digital más allá del los tratados de internet de WIPO
  • Capacidad de ISPs para identificar usuarios
  • Incentivos legales para que ISPs cooperen con titulares de derechos a identificar y detener la transmisión de contenido
  • Criminalización de uso sin fines lucro

Traduzcamos. A nivel mundial es la World Intellectual Property Organization (Organización Mundial para la Propiedad Intelectual) la que vela y dirime los casos de infracciones a la propiedad intelectual, que ve el tema de la piratería, etc. La propuesta norteamericana es ir más allá de la WIPO. Las ISP son las empresas proveedoras de internet, como Movistar o Claro. Lo que quiere Estados Unidos es que estas empresas puedan ver qué información es la que descargan los usuarios, para así identificar a los que están bajando material protegido con la (c). Pero, claro, para eso las ISPs tendrían que “abrir la correspondencia”, funcionar como una aduana y avisarle a las autoridades quién hace qué. Podría devenir en una violación a la privacidad de los usuarios de internet.

Estos son temas sensibles y debería comenzar a discutirse, toda vez que concluya la fase de negociación y se lleve el tratado al Congreso para su ratificación. Claro, esta es una negociación que ya es parte del actual gobierno, que además tiene mayoría, así que quién sabe. Sobre las aristas jurídicas de este nuevo tratado, pueden ver lo escrito por Óscar Montezuma en @c-noia o la sobrerregulación de los derechos de autor en internet (que continúa en una segunda parte).

Es un tema que puede terminar afectando a muchos, desde los pequeños emprendimientos digitales y también a los internautas en general. No sabemos nada de la posición peruana y sería un buen momento para presionar para que se haga público lo que se negocia en secreto.

Veamos. Ojalá que la sociedad civil que se movilizó antes también se mueva nuevamente. Digo, entiendo que hay ahora varios amigos en el gobierno, pero este es un tema que siempre fue sensible.

18 thoughts on “Se viene el TPPA

  1. tomado de: http://www.gestoresculturalesdelperu.org

    …hay una fecha para la sociedad civil interesada en el tema. Hay un
    formulario para participar como asistente el día domingo 23 de octubre.
    Por favor, inscríbanse todos los que puedan, hoy mismo, caduca hoy: http://www.mincetur.gob.pe/tpp/(S(ozv2ph55jq2dkp55myh5zuia))/FrmStakeholdersL.aspx

    Y
    si fuera necesario, para introducir este tema de la cultura y la
    diversidad cultural, sería muy interesante que representantes de gremios
    culturales nacionales, algunos miembros de la Coalición Peruana de la
    Diversidad Cultural, representantes de asociaciones culturales y del
    MINISTERIO DE CULTURA, participen en el foro de “stakeholders” (actores
    interesados) como ponentes. Son tan solo 15 minutos por participante.

    OJO:
    En esta negociación corremos los mismos riesgos que en su momento
    corrimos con ocasión de la negociación del TLC con EEUU. Básicamente,
    aquí intentarán obtener todo aquello que no pudieron obtener en la
    negociación bilateral…

    Continúa en http://www.gestoresculturalesdelperu.org

  2. No es cierto eso de que las ISP tendrian que “abrir la correspondencia”. LA proteccion a la propiedad intelectual pasa por el asunto de usar metodos modernos y sofisticados que las ISP pueden implementar, para detectar en sus redes de Internet, a a quellos que copian o bajan copias no autorizadas de archivos sin haber pagado por ellas. Existen programas de control de trafico que las ISP de paises adelantados usan en sus redes de comunicacion de alta velocidad, ellas les permite identificar el tipo de trafico que los usuarios estan utilizando, incluyendo la fuente de procedencia de lo que se descarga, y el nombre del archivo que se descarga. De modo que con esos programas es facil detectar aquellos que estan descargando archivos de programas, musica, peliculas de cine, etc sin haber registrado el pago correspondiente por el mismo. Esta practica de deteccion que los ISP usan es una practica obligatoria en la mayoria de los paises adelantados. La misma, no tiene nada que ver con “abrir la correspondencia”. No veo razon por la que ello no pueda o no deba implementarse en el Peru. Si yo soy cantante y mi musica se baja o usa sin pagar, obviamente que estaria de acuerdo con que se detecte y sancione a los que estan usando mis canciones sin haber pagado un centavo. eso es tener derecho a la propiedad intelectual. 

  3. Gracias Julio. La mayor cantidad de personas deberían solicitar inscribirse como veedores a esa reunión. Saludos!

  4. Como se nota que estás muy desinformado del tema.

    1. Los métodos de análisis de paquetes permiten obtener mucha información, no solo lo relacionado a lo que bajas de internet, sino también la hora, lugar y si publicaste un comentario ofensivo contra un congresista en utero.pe o si perteneces a wikileaks.

    2. La lucha contra la piratería es solo una cortina de humo para poder controlar el flujo de información que actualmente los gobiernos temen. Miren nada más lo que ha pasado en Egipto, y en menor escala, lo que sucedió con Godoy que solamente publicó enlaces a documentos que demostraban malos manejos en la gestión de Mufarech, y terminó con serios problemas legales.

    3. Actualmente APDAIC tiene varias denuncias por ABUSO de autoridad, en lo que respecta a “proteger” los rechos de autor, y es que en realidad tan solo es una organización corrupta.
    Por ejemplo: http://www.youtube.com/watch?v=m9AqQiNkuFk

  5. -El problema del copyright en internet no es que dure 70 años sino que no dura ni 70 segundos. Hay que dejarse de hipocresías antes de protestar.
    -Las isp’s YA están obligadas a colaborar no desde el ACTA o el TPPA, sino desde el DMCA que los obliga a ser diligentes en retirar contenido infractor. Esto ya afecta a Perú desde que Youtube o Facebook actúan bajo jurisdicción norteamericana así que aquí no hay nada nuevo. Como sabes, Spencer utilizó la DMCA con Google cuando fue pirateado.
    -La legislación peruana YA incluye las normas de reforzamiento de la propiedad intelectual, por ejemplo considerar piratería la copia sin fines de lucro o ilegal eludir las MPT. Cuestión aparte es que aquí no se cumpla ninguna ley, ni buena ni mala, pero esa es otra discusión.
    -Como ya te han dicho, no se trata de que venga nadie a leer tus mails, sino de controles telemáticos aplicados a la propiedad intelectual que ya se utilizan contra el spam o la pornografía infantil sin que nadie se despeine ni salga a la calle gritando “libertad! libertad!”.

    La sociedad civil debe movilizarse sí, pero para obtener nuevos derechos en el entorno digital: el remix o copia creativa como fuente de trabajo e ingresos, la ampliación del derecho de cita del ámbito académico al bloguerismo, el derecho a que nuestra información no sea vendida ni utilizada comercialmente sin autorización, prohibirle a los buscadores que privilegien los resultados de sus empresas afines o auspiciadas manipulando a sus usuarios, y un largo etcétera. Pero si en vez de esto, lo único que les interesa es bajarse lo más rápida e impunemente posible la última de Shakira o The Avengers desde la Taringa o cualquier otra página de piratería disfrazada de foro o de blog (como el tal “gabriel floyd” en La Mula), entonces la tenemos jodida.

    Hasta ahora todo este ciberactivismo sólo le sigue la cuerda a Google, los cyberlockers como Megaupload o Rapidshare y las páginas de enlaces que financian, facilitan y lucran con la piratería a nivel mundial y que quieren estirar lo más posible un negocio no de millones, ni de cientos sino de miles de millones en publicidad. En vez de sentarse a conversar y llegar a un acuerdo con los dueños del contenido como hizo Apple con el itunes o hace Netflix, este tinglado prefiere gastar millones en financiar a la EFF, Larry Lessig o la PK para que la gente crea que no poder ver sin pagar la última temporada de Two and a Half Men es el fin de la democracia y de la libertad de expresión en Occidente.¡Por favor! ¿No está ahora mismo el señor Montezuma, tu fuente jurídica sobre este tema, trabajando para la EFF como “Google Policy Fellow”?

       

  6. Estimado Panina, no es tan simple como lo dices. De hecho, si atiendes al anterior comentario, si habría que “abrir” la correspondencia (el sobre, el paquete dentro del Internet Protocol). Y lo que propongo aquí es abrir el debate. Sobre si le seguimos el juego a Google o no, es una acusación seria. E invito al amigo Montezuma a que responda. Saludos!

  7. Cito el texto del(a) comentarista Panina {Hasta ahora todo este ciberactivismo sólo le sigue la cuerda a Google, los cyberlockers como Megaupload o Rapidshare y las páginas de enlaces que financian, facilitan y lucran con la piratería a nivel mundial y que quieren estirar lo más posible un negocio no de millones, ni de cientos sino de miles de millones en publicidad. En vez de sentarse a conversar y llegar a un acuerdo con los dueños del contenido como hizo Apple con el itunes o hace Netflix, este tinglado prefiere gastar millones en financiar a la EFF, Larry Lessig o la PK para que la gente crea que no poder ver sin pagar la última temporada de Two and a Half Men es el fin de la democracia y de la libertad de expresión en Occidente.¡Por favor! ¿No está ahora mismo el señor Montezuma, tu fuente jurídica sobre este tema, trabajando para la EFF como “Google Policy Fellow”?}
    No logro entender bien cual es la relacion que establece el comentarista entre los file lockers como los que cita y Google y porque Google tendria que sentarse a negociar con ellos? Pediria, de ser, posible aclarar este punto a fin de poder seguir con el debate.  Por  otro lado debo decir que no tengo conocimiento de ninguna relacion economica entre el EFF y Google ni Larry Lessig ni PK. Es mas, en las grandes discusiones a nivel de sociedad civil en Estados Unidos sobre temas relativos a Internet instituciones como PK y el EFF mantienen duros cuestionamientos frente a ciertas practicas en que incurren intermediarios como Google. Si el nexo se pretende (forzadamente) encontrar en el hecho de haber sido pasante de Google en el EFF la afirmacion no solo es ligera sino muy poco informada. Mi posicion sobre el tema de los derechos de autor en entornos digitales no ha sido comprada por ninguna institucion y no tiene nada que ver con dicha pasantia. Si ha seguido mis escritos lo podra comprobar. Podra comprobar que desde mucho tiempo atras vengo promoviendo una vision mas flexible del sistema pero que reconozca la compensacion adecuada para artistas y creadores. Una vision que privilegie nuevos modelos de negocio y no una estrategia basada unicamente en la represion legal.

  8.  

    Hace poco
    Google sufrió una multa de 500 millones de dólares por financiar con publicidad
    y facilitar la venta de medicamentos online sin prescripción ni las garantías
    requeridas por el FDA en EEUU. Ni más ni menos que “El Hueco” llevado al
    ciberespacio. En el acuerdo que Google suscribe con el gobierno americano para
    dar fin al caso, Google acepta que conocía que dichas ventas constituían un
    ilícito y acepta asimismo que era la proveedora y asesora de la publicidad de
    dicho ilícito. Esto es un modelo de negocio señores, y tabulando la enormidad
    de la multa, uno muy rentable para todos los involucrados.

    Respondiendo
    a mi comentario el señor Montezuma señala que no logra entender qué tienen que
    ver los cyberlockers con Google en el contexto del negocio de la piratería, o
    en otras palabras, que no entiende este otro modelo de negocio basado también
    basado en un ilícito. Esto no es cálculo diferencial y cualquier internauta
    podrá entender este sencillo proceso de tres pasos: 1) Se obtiene un
    contenido comercial de alta demanda (idealmente una película en su ventana de
    cine o el single de un disco sin lanzar aunque cualquier contenido sirve); 2) se
    sube dicho contenido en uno o varios cyberlockers a fin de generarle el mayor
    número posible de visitas; y 3) se promociona y facilita el enlace al contenido a
    través de miles de páginas webs que buscan generarse a su vez el mayor tráfico
    posible. Todo este tinglado no sería posible, ni comercialmente viable, sin el
    financiamiento que Google les ofrece a los actores a través de sus Adsenses.
    Webs como Megaupload o Rapidshare figuran entre las 100 primeras a nivel
    mundial pero existen otras miles que son suficientemente rentables como para
    defender en tribunales su negocio (Taringa, Rojadirecta).

    Invito al
    señor Montezuma a introducir en su Google Perú “Mr. Popper Penguins”, una cinta
    comercial del montón que recién se ofrecerá legalmente en Amazon a partir del 6
    de diciembre, pero que ya ocupa el puesto 6 en el ranking del Torrentfreak
    (esto para evitar la excusa de la “supuesta” copia privada, fair use, o de la
    “supuesta” importancia cultural de la piratería). Verá que ni bien llega a “Mr
    pop..”, Google autocompleta  con “Mr.
    Popper’s Penguins online” o “Mr. Popper’s Penguins ver Online”. Aceptando
    cualquiera de estas sugerencias aparecerán páginas de enlaces, como cinetube,
    narutospoilers,películas24hrsblogspot.com, encabezando más de 500mil
    resultados. Si aún no entendemos qué tiene que ver Google aquí, lo invito a
    recorrer este camino con Ellen Seidler, una realizadora independiente que está
    en las antípodas de la MPAA, y contar las veces que Google vende publicidad
    mientras se distribuye ilegalmente su película:

     http://www.youtube.com/watch?v=xgh0wWHxF4k

    Google seguramente no tendrá acuerdo formal alguno para
    financiar piratería con nadie (como tampoco tenía acuerdo alguno con farmacias
    canadienses para vender viagra sin receta en los EEUU), y hasta lo prohibirá en sus
    términos y condiciones de uso, pero ambos sabemos que este disclaimer es
    solamente cosmético. Como dicen en EEUU: “when Money talks, bullshit walks”.

  9. Un
    segundo tópico aludido por el señor Montezuma es el relativo a la relación
    entre el negocio de la piratería promocionado por Google, y algunos de los más
    conocidos individuos o instituciones que forman parte del movimiento del “open
    internet”, como por ejemplo Larry Lessig, Public Knowledge o la misma EFF. (Nota:
    Quienes todavía creen que Google es un Mayordomo del Señor de los Milagros que
    hace que las películas del cine aparezcan en su pantalla por amor al prójimo,
    mejor dejen de leer este comentario).

    Parte
    importante de la permanencia del negocio de piratería online radica en otorgar
    una defensa académica, legal y política que impida en lo posible la represión
    de este delito. Normatividad como la propuesta del “Protect IP Act” o acuerdos multilaterales
    como el ACTA o el TPPA, así como toda legislación tutelar local, vigente o en
    discusión, en España, Francia, Inglaterra, Canadá, Argentina, Colombia, etc, diga
    lo que diga, debe ser y es frontalmente atacada por este movimiento declarándola
    usualmente un atentado a las libertades civiles, una traba al comercio o un impedimento
    al avance tecnológico, o todo esto a la vez. El discurso es recurrente: sí, el
    autor tiene derecho a su subsistencia, sí, respetamos sus derechos a disponer
    del fruto de su trabajo, sí el derecho de autor es importante para la sociedad,
    pero no, no nos rompan la internet o en buen romance, no afecten el negocio de Google
    y la piratería. ¿Existe entonces algún proyecto de legislación en cualquier
    país del mundo y después de 15 años desde el primer Napster, que tutele efectivamente
    los derechos de autor en internet, y que sí haya contado con el respaldo de
    este grupo? Por supuesto que no.

    “No
    rompan la internet” se repite como un mantra y como utopía está muy bien (el comunismo
    o el fascismo también lo estaban) pero lo cierto es que una cosa son las
    utopías y otra la internet real. En otoño del 2006 ya se “rompió” la internet, cuando
    los EEUU aprobaron una ley, la “Unlawful Internet Gambling Enforcement Act”,
    sacando fuera del alcance de las webs de poker online a su mercado potencial
    más importante, el norteamericano (a la sazón el poker online era el rubro de
    e-commerce de mayor crecimiento). Poco tiempo después de aprobada la ley, iCommons
    empezó a recibir donaciones por hasta un millón de dólares que después se
    descubrieron como provenientes del lobby defensor del negocio de apuestas
    ilegales. La historia completa en The Register:

     http://www.theregister.co.uk/2010/06/22/lessig_poker_money/

    Claro que
    no todos los donantes de Lessig son impresentables ni tienen que esconderse tras
    una off-shore en Gibraltar; también los hay quienes registran abiertamente sus
    donaciones como esta corporación de inicial G que dona 1’500,000 dólares a la Creative
    Commons Corporation según la siguiente relación:

    http://www.ibiblio.org/cccr/docs/990B-2008.pdf

    Otro caso
    memorable donde se rompió la internet fue el juicio de Limewire, el otrora popular
    site de piratería defendido judicialmente por parte del Staff de la EFF. Si
    bien es cierto que asumir cualquier defensa siempre es legítimo, lo chocante
    del asunto fue que una jueza federal recibió el testimonio del fundador y el
    jefe de tecnología de Limewire, en el sentido de haber sido asesorados por Fred
    Von Lohman, una de las cabezas visibles de la EFF que llevó el del caso MGM vs.
    Grokster, para destruir evidencia. ¿Qué se hace cuando un abogado pierde un
    importante proceso y además es sospechoso de conducta impropia? No hay
    problema, deja la EFF y se le nombra Senior Copyright Councel, naturalmente en
    Google:

     http://news.cnet.com/8301-31001_3-20008586-261.html

    Se podría asumir, señor Montezuma, que toda
    donación o contratación es pura coincidencia, que Von Lohman, Doctorow o Lessig
    son ingenuos profesores que en su tiempo libre dan de comer a las palomas y que
    el vil metal es ajeno a todo este movimiento de querubines digitales, vamos que me quedo corto, los Bob Esponja del ciberespacio. Por mi parte, con solo vivir en el Perú,
    donde los directores de organismos reguladores son nombrados luego gerentes de
    las empresas reguladas, todo esto me suena a cuento viejo. Como el que menos,
    yo también quiero una internet libre y segura, pero también justa, donde
    los autores puedan encontrar una defensa eficaz de sus derechos.

  10. ¿Entonces usted propone que Google, que solo index los contenidos de internet de forma automática, ponga personas a verificar que el contenido indexado sea legal?
    Es como que le pidas a “El Comercio” que verifique que todo lo que ponen en avisos clasificados sean negocios legales.

  11. Todo lo que se refiera a Propiedad Intelectual, de manera general, sirve de fundamento para ser invocado por similitud a la insercióon de cultivos transgénicos ya que, estos temas, son producto de investigaciones en laboratorios y como tal, llegan a estar cubiertos por las normas que se refieran a la propiedad intelectual. La punta del iceberg es el tema de internet pero en la base se encuentra toda la producción de conocimientos que en su forma de mercado adopta la tecnología.

  12. Muy interesante el articulo, no tenia ni idea de estos asuntos tan complejos de los derechos de autor. Me ha sido muy util aunque el articulo tiene antiguedad. Saludos

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *