El rumor crece. Hay un interés, de hace tiempo, por parte de empresas como Saga Falabella por hacerse del terreno que hoy administra y gestiona la Municipalidad de Barranco, donde funciona el Estadio de Atletismo Gálvez Chipoco. Es un terreno enorme y que viene siendo usado hoy en día por miles de niños de las distintas escuelas y colegios del distrito, tanto públicos como privados. Es también un espacio de deporte y aire y le da un respiro paisajístico a un distrito que crece endemoniadamente.

Barranco Gálvez Chipoco
Barranco. En la esquina superior derecha, se ve el Estadio Municipal de Atletismo Gálvez Chipoco.

Pero, como en muchas cosas, un estadio de este tipo, que brinda un servicio a la ciudad, es visto como una carga. Es cierto que la MdBarranco tiene un exiguo presupuesto, a pesar de haber incrementado la cantidad de vecinos los últimos años. Hay un alto nivel de morosidad. Sin embargo, no debería ser una excusa para perder dicho espacio.

Claro, imagino que espacios como el Museo de Arte Contemporáneo, estarán de plácemes con una propuesta de Centro Comercial. Espero equivocarme, pero el MAC hace tiempo que viene necesitando de estacionamientos, que un Centro Comercial podría ofrecer. No hay que olvidar que el MAC fue una avanzada en este proceso de pérdida de espacios de los vecinos, cuando se abandonó el Parque Confraternidad y se entregó a cambio de nada al Instituto de Arte Contemporáneo.

Tampoco nos creemos algún tipo de alianza y compromisos que pueda ofrecer una empresa como Saga Falabella. Ya antes nos han engañado, como lo que ha ocurrido en las playas de Barranco. Concesionaron parte del litoral a cambio de obras (espigones, malecón, etc.) y terminaron adueñándose casi gratuitamente del paisaje y del espacio. Como para no confiar.