(Salgamos un rato de los temas habituales del blog). Hay una suerte de indignación general, aunque sea exagerado decirlo, contra cierto pensamiento (que, equivocadamente, Rocío Silva le llama “pragmatismo criollo”) fuerte que ha aparecido en muchas encuestas, donde habría permisividad…

¿Qué es más importante? ¿Publicar los Petroaudios en los diarios? ¿Entregárselos al fiscal? ¿Qué hacer? Yo, la verdad, no lo tengo aún claro, y más bien, prefiero que opinen otros. ¿Hubo algo de malo o de objetable en la decisión…